Suscríbete

domingo, 12 de mayo de 2019

¿Y si salimos al campo?




Por fin llega el buen tiempo y en casa no dejan de pedir "mamá vamos al parque", y es que ellos son los primeros que lo notan, ya va pesando el curso, así que es hora de ponerse ropa cómoda y salir a pasear. La mejor opción sería ir al campo, donde podemos pasear, jugar y respirar aire limpio (al menos más limpio que el que respiramos en la ciudad)

Una salida al campo sería muy saludable para todos, no sólo para los peques de la casa, también para los adultos. ¿Sabías que el aire puro, además de oxigenar nuestro cuerpo, nos ayuda a eliminar toxinas y es una buena terapia antiestrés? Pues sí, resulta que al hacer respiraciones profundas se relaja nuestro sistema nervioso, por lo que es una buena práctica acostumbrar a nuestros pequeños a hacer, al menos, cinco o diez respiraciones profundas antes y después del paseo y, ya de paso, también nos viene bien a las mamás y papás estresados que a veces olvidamos la importancia de pararnos y, simplemente, respirar.

Por otro lado, aunque los mayores no nos demos cuenta, en el campo los niños están expuestos a un sinfín de estímulos. La interacción directa con la naturaleza y el medio ambiente agudiza su aprendizaje y desarrollo mostrándoles el mundo más allá de las cuatro paredes de su habitación, un mundo bello y frágil, vivo, donde todos tienen su lugar, donde todos importan, desde el más pequeño de los insectos, hasta los grandes árboles... y donde todo les asombra. Debemos permitirles disfrutar de esos pequeños momentos de asombro y que den rienda suelta a su imaginación.

Y a sus piernas, porque jugar y moverse sobre una superficie irregular (tan distinta al suelo artificial del parque de columpios) les ayuda a trabajar el equilibrio y la coordinación. Saltar, correr, escalar, no sólo ejercita sus cuerpos, también sus mentes pues, según dicen los expertos, el ejercicio en plena naturaleza favorece el desarrollo intelectual y emocional de los niños, que pueden aprender a través de los sentidos, la emoción, la curiosidad... y esas cosas son difíciles de olvidar.

Pero no nos engañemos, lo que más les gusta a los niños cuando van al campo es ensuciarse, y hay que permitirles que se ensucien, que cojan tierra y bichos con las manos, que se revuelquen sobre la hierba, su sistema inmune nos lo agradecerá.


Ayudémosles a romper su rutina (también las nuestras) y a llevar una vida saludable: más campo, más naturaleza y menos sedentarismo, videoconsolas, tabletas...

Le Petit World Shop

Y no olvidéis que para protegerlos del sol en esos días de campo tenéis fantásticas gorras y gafas de sol, también bolsos y neveras para llevar la merienda y que no os falte nada... todo aquí, en Le Petit World, la tienda.

domingo, 5 de mayo de 2019

¿Cuál fue tu película favorita?



Y siguiendo el hilo de los personajes favoritos hoy, que por suerte hemos tenido una sobremesa tranquila con película incluida, me llevo la sorpresa de que ponen "La Sirenita" y, de repente, retrocedo 30 años, ¡tantos han pasado! Intento sin mucho éxito explicarle a mi hijo de 4 años que yo la veía cuando era pequeña en un vídeo VHS y él, como si supiera de qué hablo, se sienta conmigo a verla mientras su hermana terremoto de 18 meses nos da cuartelillo durmiendo la siesta. Son muchos los recuerdos que me vienen de aquella época de pelis en VHS, llegué a pelear con mi prima por quedarme con la carátula, éramos fanáticas de Ariel. Mi madre me consoló diciendo que yo ya tenía el cuento, pero claro en mi cuento de Christian Andersen La Sirenita se convertía en espuma de mar, nada que ver con la versión de Disney, reconozco que nunca me gustó el cuento original.

En Le Petit Word la tienda, podrás ver bikinis, bañadores y bolsitos de La Sirenita (una pena que no sean de nuestra talla) para que las princesas de la casa luzcan como auténticas sirenas.


Bañador Ariel

Mientras decides qué modelito escoger te cuento algunas curiosidades de la película:


¿Sabías que fue la última producción de Disney que se coloreó a mano? Pues sí ¡menudo trabajo seria! Por cierto, en internet hay dibujos para imprimir gratis de La Sirenita, si te gusta colorear sería una forma de compartir un rato con ellos mientras los ayudamos a mejorar sus habilidades motoras. Otra curiosidad es que ha sido la primera princesa Disney dibujada en bikini y también la primera pelirroja. Además, la escena del naufragio se sacó de Pinocho.

Lo que más me ha gustado es algún que otro cameo que he encontrado, imagino que muchos los habéis visto pero confieso que nunca me había dado cuenta hasta ahora: en la primera escena en la que están cantando y aparece el rey Tritón, entre el público podemos ver a Goofy, Donald y Mickey, ¡qué sorpresa! Y en la escena final de la boda figuran como invitados el padre del príncipe de Cenicienta y su ayudante.



Aunque la versión remasterizada gane calidad en la imagen reconozco que he echado de menos el doblaje hispano, sobre todo la voz tan peculiar de Sebastián.

¿Te acuerdas de cuál fue tu película favorita de Disney? Ampliemos la lista... 

jueves, 2 de mayo de 2019

¿Habéis visto la última película de “Los Vengadores”?



Pregunté esto en las redes sociales hace unos días. Seguro que muchos de vosotros ya habéis llevado a vuestros hijos a verla, o tal vez llevarlos sólo ha sido una excusa para los fanáticos de los superhéroes de Marvel. La cuestión es que, aprovechando el estreno de esta película, me preguntaba si tanto “héroe fantástico” tendría algún beneficio para los niños.

Y, curioseando por ahí, resulta que sí, que hay estudios que demuestran que la existencia de los “superhéroes” puede ser beneficiosa para los niños porque no sólo aviva su imaginación y desarrolla su creatividad, también les ayuda a adquirir valores como el respeto, la empatía o la compasión, y les enseña la importancia del trabajo en equipo. Siempre que, por supuesto, les hagamos ver la diferencia entre la realidad y la ficción.

Jugar a ser El Capitán América, Spiderman, El Increíble Hulk y otros superhéroes y seres fantásticos es parte del día a día en cualquier casa con niños, además de ser divertido es una vía de expresión de su creatividad e imaginación. Todos empiezan desde muy pequeños, casi siempre influidos por las series de dibujos animados que ven en la televisión. Mi hijo, por ejemplo, comenzó a admirar a los personajes de la “Patrulla Canina”, tanto que los tenía hasta en la sopa: en el vaso, en el plato, en camisetas y cojines, incluso en su mochila de la guardería… supongo que le daba seguridad sentirse acompañado por sus personajes favoritos.
Le Petit World Shop
Es cierto que estos astutos perritos con destreza para acudir al rescate de indefensas criaturas, son habilidosos e inteligentes, pero no son (en el más estricto sentido de la palabra) superhéroes ni tienen superpoderes. Porque una de las cosas que ha de tener un superhéroe es precisamente esa, un superpoder.

Todos tienen un superpoder, Superman, Batman, Iron Man, Thor, Wonder Woman la lista es larga, pero todos tienen alguna capacidad que les hace superior al resto de las personas, que les permite volar o lanzar rayos, golpear con puños de acero o ser más veloz que una flecha. Y gracias a esos superpoderes pueden luchar contra el mal, personificado en los villanos (los malos de la película). Otra cosa que tienen en común estos personajes fantásticos es su identidad secreta, casi todos parecen personas corrientes y se ocultan bajo esa inocente apariencia. De ahí que todos tengan una especie de uniforme, un traje que les identifica como superhéroe y que sólo usan cuando luchan contra los malos (el resto del tiempo lo llevan bajo su ropa de persona corriente, como Superman)
Decía antes que todo esto puede ser beneficioso para los niños, pero siempre que tengan claro que no son personajes reales y sus historias tampoco lo son. Que sepan que no pueden volar aunque se pongan un traje de Superman.

Hablando de trajes de superhéroe, tampoco es imprescindible que tu hijo tenga todos los disfraces de Marvel o de las Princesas Disney para que se sienta como uno de ellos, seguro que con un trozo de tela o de cartón puedes ayudarle a improvisar una capa o un escudo y luego…  dar rienda suelta a la imaginación será muy fácil.
Eso sí, recuerda que pinchando aquí, aquí o aquí, encontrarás camisetas, zapatos, gorras, mochilas y más complementos que te pueden ayudar a vestir al superhéroe de tu casa para que sus personajes favoritos le acompañen… ¡hasta el infinito y más allá! 
Le Petit World Shop
Y ahora cuéntame, ¿quién es el personaje favorito de tu hijo? así vamos completando la lista de estos superhéroes con superpoderes que son la repera mientras llega tu pedido.
Ya sabes, te espero en Le Petit World, la tienda. 








jueves, 25 de abril de 2019

¿Ya sabes cuál será el mejor regalo?





Como diría El Principito, "lo esencial es invisible a los ojos".Tengo una idea para que ese día sea un día perfecto, algo sencillo e invisible pero esencial, como relajarme un poco y hacer lo que realmente me apetezca, sin prisas, sin móvil, sin reloj… seguro que será un día que empezará temprano, como para la gran mayoría de las madres, siendo realista no podría pedir dormir ocho horas seguidas (no recuerdo la última vez que lo conseguí), pero ¿qué niño no madruga aunque se haya despertado veinte veces en la noche? Eso sí, empiezan con sus arrumacos y achuchones, besos y cosquillas, abrazos… y hacen que se te olvide el sueño.

Y es que no hay nada mejor que un abrazo de madre, aunque pasen los años yo diría que es el mejor de los remedios, es como un superpoder. Lástima que sólo hay un día de la madre, tendría que ser todos los días, porque las madres siempre han sido capaces de trabajar dentro y fuera de casa y, además, dedicarse a sus hijos, sin descanso. Afortunadamente los tiempos cambian, y estos superpoderes de madre están cada vez más repartidos con los del superpapá (no sé qué haría sin él).

Ya que queda poco para este día ¿qué te parece si, además de besos y abrazos, tienes otro detalle para mimarla? Te voy a dar algunas ideas que seguro le encantan, porque ella se lo merece todo. Puedes aprovechar los descuentos en artículos seleccionados de grandes marcas entrando aquí. Además, te recuerdo que tu pedido podría llegar en 3 o 4 días laborables ¡aun estás a tiempo! 



Y, mientras llega tu pedido, te cuento cómo empezó esto de celebrar el “día de la madre” …

Como suele suceder, existen varias versiones de la historia y los orígenes de la celebración de este día, pero todas se remontan a la Antigüedad, en tiempos de los faraones egipcios, quienes todos los años festejaban a su madre, la diosa Isis. En la antigua Grecia también se le rendían honores a Rhea (madre de los dioses Zeus, Poseidón y Hades) que representaba la maternidad y la fertilidad (en griego antiguo su nombre significa “flujo” y “facilidad”). Más tarde los romanos asumieron esta celebración como parte del culto a Cibeles, organizando todo un festival (las Hilarias o “Hilaria Matris Deum”) con el que festejaban, además de a la diosa madre de todos los dioses, la entrada del equinoccio de primavera. Cuando el cristianismo irrumpió en el imperio romano y se extendió por el Mediterráneo, el culto a la “Magna Mater” romana se convirtió en adoración a la Virgen María… pero eso ya lo sabemos. 

Lo que no sabemos a ciencia cierta es cómo y cuándo el homenaje a estas diosas madres de dioses, se transformó en una fiesta dedicada a las simples mortales madres de humanos. Hay quienes dicen que fue durante el siglo XVII cuando los señores ingleses empezaron a asignar un día al año que permitía a los criados y sirvientes visitar a sus madres, y lo llamaron “domingo de servir a las madres”. También hay quienes lo achacan a una norteamericana que, a comienzos del siglo XX, llegó a escribir cientos de cartas al gobierno solicitando la implantación de un día de la madre, y tanto insistió que lo consiguió, aunque más tarde se arrepintió al ver el cariz comercial que tomaba el dichoso día.

Sea como fuere, lo cierto es que en este tercer milenio se sigue celebrando un día especial para todas las madres, que por aquí es el primer domingo de mayo, en primavera, cuando la “madre tierra” es fértil. Y es que, en el fondo, todo es lo mismo, sea cual sea el nombre que le pongamos.

miércoles, 24 de abril de 2019

¿Por qué no empezar por el principio?

   



Después de una semana y casi mil visitas recibidas en la web, es hora de que estrene el blog, algunos dicen que empiezo la casa por el tejado pero yo pienso que el orden de los factores no altera el producto.


Antes de nada me presento, soy Ana y podría considerarme una mamá "multiusos": madre, trabajadora y ahora emprendedora. Desde siempre me ha gustado todo lo relacionado con las telecomunicaciones, es más diría que soy una técnico en Sistemas de Telecomunicaciones frustrada ya que, por circunstancias de la vida, empecé a trabajar muy joven para cubrir mis gastos y eso hizo que me quedara estancada (por suerte o no) durante los últimos 15 años en la misma empresa. Sí, esto de tener un trabajo fijo en la actualidad es una suerte, aunque permanecer atada a horarios y turnos que no tienen en cuenta la necesidad de conciliar nuestras circunstancias personales y familiares con nuestro trabajo puede ser un martirio… aunque esa sería otra historia…

Hace 5 años tuve a mi primer hijo, ahora ya son dos y confieso que esto de la maternidad es una verdadera locura en la que la falta de sueño, el estrés, el cansancio, conviven con las risas, los abrazos, la ternura, también los llantos, pero sobre todo, por encima de todo, mucho amor. Creo que aún estoy asimilando tantos cambios, sé que voy aprendiendo cada día de mis hijos, con ellos, es como volver a conocer el mundo a través de sus ojos.

Debido a todo esto, surge la idea de Le Petit World: esta tienda online de ropa, accesorios y artículos destinados a los más pequeños de la casa, que nace de la necesidad de conciliar mi vida familiar con mi vida laboral para no morir en el intento (todavía me pregunto si eso es posible).

Estoy muy ilusionada con este nuevo proyecto, intentando aprender cada día más sobre esto del comercio online y sus posibilidades. A poco menos de una semana desde la publicación de la web hemos conseguido ¡casi mil visitas! No sé cuánto será lo normal para principiantes como yo, pero creo que he superado el primer objetivo, gracias a la ayuda de todos los que habéis compartido y difundido esta web. Me siento conmovida y con muchas fuerzas para seguir avanzando, sé que no será fácil y que habrá obstáculos, pero es un riesgo que debo asumir y sé que voy a conseguirlo.

También sé que no soy un caso aislado y que muchas de vosotras compartís todas estas inquietudes, emociones y sensaciones extrañas que rodean la maternidad. En este blog publicaré entradas relacionadas con esos temas y con los productos que ofrezco en la web, que seguiré ampliando en la medida en que los proveedores me lo permitan. Mi intención es ofreceros la mejor calidad al mejor precio, en un plazo de entrega de 3/4 días.

Os animo a que me enviéis vuestras opiniones, ya sea por aquí o por las redes sociales, estoy segura de que me ayudarán a mejorar. Y sobre todo quiero alentar a las mamás "multiusos" (¿y qué madre no lo es?) a que levanten la cabeza y se atrevan a dar el paso de hacer aquello que más les guste, porque estos pequeños crecen por días y cada día nos necesitan más.

Gracias de nuevo a todos los que me estáis apoyando en esta nueva etapa.